Eurored - La Unión Europea en español

Eurored - La Unión Europea en español
Eurored - La Unión Europea en español

El Consejo ostenta la representación de los Estados miembros en la Unión Europea y es la principal institución encargada de tomar decisiones. Los representantes de los Gobiernos reunidos en el Consejo son políticamente responsables ante su Parlamento nacional así como ante los ciudadanos a los que representan.

Sede y composición

La sede del Consejo está en Bruselas, donde tienen lugar las sesiones ministeriales, excepto en los meses de abril, junio y octubre, en que dichas sesiones se celebran en Luxemburgo.

El Consejo está formado por un representante de rango ministerial de cada Estado miembro, facultado para contraer compromisos en nombre de su Gobierno. Aunque, formalmente, no existe más que un único Consejo, éste se reúne, no obstante, en Consejos sectoriales diferentes según los asuntos que figuran en el orden del día. Las formaciones más habituales son las siguientes: asuntos generales, agricultura, asuntos económicos y financieros, medio ambiente, transporte y telecomunicaciones, empleo y política social, pesca, industria y energía, justicia, asuntos interiores y protección civil, mercado interior, consumidores y turismo, investigación, presupuestos, cultura, desarrollo, educación y juventud y sanidad.

La Presidencia del Consejo la ejerce cada uno de los Estados miembros, por turno, durante seis meses. En cada semestre se celebran dos Cumbres de Jefes de Estado y de Gobierno. En la que se celebra todos los meses de marzo se tratan los temas de empleo y sociales y la revisión de la Estrategia de Lisboa. En la víspera de estas Cumbres se celebran las llamadas Cumbres del Diálogo Social, que reúnen a los máximos responsables del Consejo y de la Comisión con los representantes de las patronales (UNICE y CEEP) y de los sindicatos (CES).

Funciones

El Consejo tiene seis responsabilidades básicas:

  1. Aprobar leyes europeas. En muchos ámbitos legisla en común con el Parlamento Europeo.
  2. Coordinar las políticas económicas generales de los Estados miembros.
  3. Concluir acuerdos internacionales entre la UE y otros países u organizaciones internacionales.
  4. Aprobar el presupuesto de la UE, junto con el Parlamento.
  5. Desarrollar la Política Exterior y de Seguridad Común de la UE (PESC), basándose en las directrices decididas por el Consejo Europeo.
  6. Coordinar la cooperación entre los tribunales nacionales y la policía en materia penal

La mayoría de las responsabilidades se refieren a ámbitos "comunitarios", es decir, aquellos en los que los Estados miembros deciden poner en común su soberanía y delegar sus poderes de toma de decisiones en las instituciones de la UE. Estos ámbitos constituyen el "primer pilar" de la Unión Europea. Sin embargo, las dos últimas responsabilidades se refieren en gran parte a áreas en las que los Estados miembros no han delegado sus poderes, sino que simplemente trabajan juntos. Esto se llama "cooperación intergubernamental" y cubre el segundo y tercer "pilares" de la Unión Europea.

El poder de decisión

El poder de decisión del Consejo se ejerce para realizar los objetivos fijados por el Tratado (Niza, 2000) y en las condiciones previstas por éste. Por regla general, el Consejo sólo actúa a propuesta de la Comisión y, en la mayoría de los casos, con la participación del Parlamento Europeo, tanto en el marco del procedimiento de codecisión, como en el de consulta y de dictamen conforme. Por regla general (como, por ejemplo, para la realización del mercado interior, el medio ambiente o la protección del consumidor), la legislación comunitaria la adoptan conjuntamente el Consejo y el Parlamento haciendo uso de la codecisión. Desde 1999, y tras la entrada en vigor del Tratado de Amsterdam, el ámbito de aplicación de este procedimiento se ha ampliado, además, a nuevos ámbitos, como la no discriminación, la libertad de circulación y residencia y la lucha contra la exclusión social. Teniendo en cuenta que la Política Exterior y de Seguridad Común (PESC) y la cooperación policial y judicial en materia penal (JAI) son componentes esenciales de las soberanías nacionales, el Consejo desempeña un papel preponderante a este respecto y en estos ámbitos los respectivos papeles del Parlamento y la Comisión están más limitados. En cuanto a la aplicación, la norma general es que las competencias de ejecución de la legislación comunitaria las desempeña la Comisión. No obstante, en casos específicos, el Consejo puede reservarse el derecho al ejercicio de las funciones ejecutivas.

La coordinación de las políticas económicas de los Estados miembros

El Tratado prevé la coordinación de las políticas económicas de los Estados miembros. A tal efecto, el Consejo adopta cada año un proyecto de grandes orientaciones de las políticas económicas de los Estados miembros, que es objeto de una conclusión del Consejo Europeo. Más tarde, el proyecto culmina en una recomendación del Consejo y va acompañado de un mecanismo de supervisión multilateral.

Por otra parte, la coordinación prevista por el Tratado se realiza en el marco de la unión económica y monetaria, donde el Consejo «ECOFIN» (Asuntos Económicos y Financieros) desempeña un papel de primera importancia.

La autoridad presupuestaria

El Parlamento y el Consejo son los protagonistas de la adopción del presupuesto anual comunitario. Cada año, se somete a la aprobación del Consejo un anteproyecto de presupuesto. A continuación, dos lecturas sucesivas permiten al Parlamento Europeo negociar con el Consejo con vistas a modificar determinados gastos y asignar adecuadamente los recursos presupuestarios. En última instancia, el Consejo decide acerca de los gastos denominados obligatorios, es decir, fundamentalmente los gastos agrícolas, y acerca de los derivados de acuerdos internacionales con terceros países. En cambio, los gastos denominados «no obligatorios», así como la adopción final del presupuesto en su conjunto son competencia del Parlamento.

Organización de los trabajos

En Bruselas, cada Estado miembro de la UE tiene un equipo permanente ("representación") que le representa y defiende su interés nacional en el seno de la Unión. En la práctica, el jefe de cada representación es el embajador de su país ante la UE.

Estos embajadores (conocidos como "representantes permanentes") se reúnen semanalmente en el Comité de Representantes Permanentes (COREPER). El papel de este Comité es preparar el trabajo del Consejo, a excepción de las cuestiones agrícolas, que son gestionadas por el Comité Especial de Agricultura. El COREPER cuenta con la ayuda de varios grupos de trabajo, compuestos por funcionarios de las administraciones nacionales.

De las distintas composiciones del Consejo, las formaciones «Asuntos generales», «Asuntos económicos y financieros» y «Agricultura» se reúnen una vez al mes, mientras que otras lo hacen de dos a cuatro veces al año, en función de la urgencia de los temas tratados. El procedimiento de votación más frecuentemente previsto en el Tratado de Niza es el de mayoría cualificada. Se alcanza la mayoría cualificada, si se reúne un mínimo de 255 votos a favor, cuando se trata de aprobar una propuesta de la Comisión, o si reúnen 255 votos a favor con una mayoría de dos tercios, para aprobar cualquier otro acto.

Además, un Estado miembro puede pedir la confirmación de que los votos a favor representan al menos el 62% de la población total de la Unión. En caso de no ser así, la decisión no se adopta.

Las decisiones del Consejo se toman por votación. Cuanto mayor es la población de un país, más votos tiene, pero los números están ponderados en favor de los países con menor población, según el siguiente reparto:

Alemania, Francia, Italia y Reino Unido29
España y Polonia27
Rumanía14
Países Bajos13
Bélgica, República Checa, Grecia, Hungría y Portugal12
Austria, Bulgaria y Suecia10
Dinamarca, Irlanda, Lituania, Eslovaquia y Finlandia7
Chipre, Estonia, Letonia, Luxemburgo y Eslovenia4
Malta3
TOTAL votos345

El Presidente del Consejo participa muy activamente en la organización de los trabajos de la institución, cuyas reuniones preside. Por tanto, proporciona un impulso importante a las decisiones legislativas y políticas y desempeña un papel de arbitraje entre los Estados miembros, facilitando que se fragüen compromisos entre estos.

Para el desempeño de sus tareas, la Presidencia está asistida por un Secretario General, que vela por la preparación y el buen funcionamiento de los trabajos del Consejo a todos los niveles. Desde el 18 de octubre de 1999, Javier Solana ocupa el puesto de Secretario General y Alto Representante para la Política Exterior y de Seguridad Común (PESC).

  • Contacta con nosotros
  • Confederación Sindical de Comisiones Obreras
  • Confederación Europea de Sindicatos
  • Unión Europea
  • Comisión Europea
  • Parlamento Europeo
  • Consejo de la Unión Europea
  • Comité Económico y Social Europeo
  • Comité de Regiones
  • Fundación 1 de Mayo